El derecho al olvido no es más que el derecho de supresión en medios digitales. Este concepto nació
a partir de la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) en el caso conocido como el
«Caso Google Spain». Este caso sentó precedente en el sentido de que Google y e l r e s t o d e
buscadores deberían bloquear de sus listas de resultados indexados aquellos enlaces de información que
conduzcan a informaciones perjudiciales para los interesados, obsoletas, incompletas, f a l s a s o
irrelevantes y no sean de interés público, entre otros motivos.
Mediante un análisis del supuesto concreto, podemos deterimnar si es posble ejercer este derecho al olvido, y suprimir aquella información personal, no deseda, que pueda estar alojada en web, portales, buscadores…